• WhatsApp Image 2017-05-08 at 5.18.35 PM
  • LaMartinizing
  • van
  • whatsapp_image_20170131_at_4.46.59_pm

Alemán construye casas usando botellas como ladrillos

Andreas Froese es un verdadero artista al edificar las viviendas a base de botellas.

San Pedro Sula, Honduras.

dt.common.streams.StreamServerconstruir casas con botellas de plástico, surgida en Honduras, se ha propagado rápidamente por Bolivia, Brasil, Argentina y Colombia gracias a los beneficios que esta iniciativa presta al medio ambiente y al desarrollo económico de la población.

Su promotor, el alemán Andreas Froese, ve en cada envase plástico tirado a la basura un ladrillo en potencia para edificar desde una vivienda hasta un estanque para la crianza de peces como el que está construyendo en la plaza bioclimática Techos Verdes de la colonia El Barrial en San Pedro Sula.

La iniciativa de hacer obras con plástico desechado surgió mientras Froese se desempeñaba como gerente del ecoparque Zambrano en Francisco Morazán.

Al no hallar qué hacer con miles de botellas tiradas por doquier se le ocurrió construir con ellas las oficinas de la institución.

Aquella fue la primera casa en el mundo hecha con botellas vacías de refrescos. La estructura soporta un techo de tierra cultivado de césped que mojado puede pesar hasta tres toneladas.

Gracias al desarrollo de esta forma alternativa de edificar, la basura generada por las botellas de refrescos y otros productos está dejando de ser vista como una problemática de insalubridad para ser considerada una especie de “ladrillo” duradero y económico.

TM bloques 101015(800x600)
También construyen peceras a base de botellas de refrescos.

Enseña haciendo

El propósito de esta técnica no es dotar de viviendas a las personas de escasos recursos económicos, sino enseñarles cómo se hacen las casas para que se ganen la vida como constructores, dijo Froese.

Por eso anda por el mundo capacitando a la gente en este sistema de construcción que usa las botellas Pet como ladrillos, con el fin de que las personas dispongan de una fuente de ingresos.

“He decidido no convertir mi idea en una ONG, sino competir con cualquier otro sistema de construcción”, argumenta el ecologista.

Si hay una comunidad que necesita un sistema de reutilización de envases plásticos y sus pobladores quieren trabajar en el proyecto, Froese les tiende la mano.

En Techos Verdes de San Pedro Sula ha estado dando talleres prácticos a personas dispuestas a emprender una nueva forma de ganarse la vida, reciclando y construyendo con botellas.

Incluso los discapacitados pueden aprender cómo se hacen los ladrillos a base de envases plásticos rellenos de tierra, y a utilizarlos en diferentes tipos de construcción.

Froese fundó la empresa Eco-Tec con la finalidad de dar una respuesta innovadora y dinámica a la problemática de la “basura”.

Se puede capacitar hasta a las personas que están presas como un proyecto de rehabilitación para que cuando salgan en libertad tengan a qué dedicarse.

El ecologista enseña haciendo, por eso dice que no tiene que hablar mucho. Las botellas son llenadas con arena o tierra que es compactada con una varilla de hierro para darle consistencia y solidez.

“La técnica se ve sencilla, pero tiene su chiste. Lo primero que se hace es separar los distintos tipos de botellas y luego se llenan con el material existente en el lugar que puede ser arena o tierra”, explicó.

“Estos ladrillos son más resistentes que un bloque de concreto”, dijo Frose mientras le pegaba con una almádana a uno de sus “ladrillos” para demostrar con hechos lo que estaba diciendo.

Luego de sellarlas con su propio tapón se pegan con una mezcla hecha a base de tierra, arcilla, aserrín y un poco de cemento para proporcionar mayor firmeza y duración al momento de construir.

El alemán se ha fijado en la forma que las arañas tejen sus redes o las abejas construyen sus colmenas para aplicar estas técnicas de la naturaleza en el diseño de sus construcciones.

Son verdaderas obras de arte que pueden durar muchos años, incluso más que una casa de ladrillo, ya que la botella rellenada tiene más resistencia que un bloque de cemento.
Según Froese, los envases plásticos pueden durar hasta 300 años, incluso mucho más que el cemento empleado para unirlos.

Para la construcción de una casa ecológica pueden emplearse, aproximadamente, unas ocho mil botellas, según sea el tamaño de la edificación. Con las botellas también se han construido cisternas en colegios de comunidades de pocos recursos.

Gracias a esta iniciativa que involucra a niños en el proceso de reciclaje y construcción Eco- Tec, la organización que lidera Froese en Honduras, obtuvo dos premios por sus avances en innovación ambiental de manos de la Comisión Centroamericana de Ambiente y Desarrollo. El primero en el año 2002 y otro en 2006.

Proyectos escolares. Qué lindo sería que cada escuela en Honduras tuviera su propio tanque de peces construido con botellas de plástico por los propios niños con los maestros. Tendrían a la disposición un alimento rico en fósforo para el cerebro al tiempo que beneficiarían al medio ambiente, comentó el experto en bioconstrucción y ecodiseño.

Bancos para paradas de buses también han sido construidos con botellas de plástico como material principal. El proyecto, en el que participaron personas discapacitadas, pretendía demostrar que muchos tipos de infraestructuras urbanas pueden ser construidas usando este perdurable elemento.

Desde el punto de vista ecológico, se considera que la medida es muy beneficiosa para el medio ambiente porque a través de ella es posible darles uso de nuevo a los elementos que se consideran desechos y mostrarle a la que gente que sí es posible reducir los niveles de basura.
Material a mano.

Las botellas Pet (polietileno tereftalato) son hechas de material fuerte, peso ligero y poliéster claro. Comúnmente son usadas para elaborar recipientes de bebidas, cosméticos, aceites, comida, productos de limpieza y farmacéuticos; pero una vez que se desechan pasan a ser una amenaza para el medio ambiente si no se les da otro uso.

Los promotores de la técnica solamente le ven ventajas. Para el caso, el material para fabricar los “ladillos” siempre está disponible, porque hasta el más pobre mortal compra refrescos todos los días.

El costo será recoger las botellas desechadas pensando que cada una puede llegar a ser parte de una vivienda fuera de lo común “que puede ser la suya o la mía”.

TM bloques 101015.1(800x600)
Es evidente la creatividad del ingeniero alemán Andreas Froese.

tm bloques 101015.2(800x600)Fuente  La Prensa Honduras

2 comentarios

  1. Hola vivo en Venezuela y me encantaría que me echaran una mano para construir mi casa con ecoladrillos ya e recolectado pero necesito que me orienten mas. Gracias

  2. HOLA AMIGO SOY UN 3 EDAD MAS BIEN 4 POR QUE CUENTO CON CASI 80 AÑOS PERO TENGO UN CONTRATO CON MI
    DIOS DE NO HIRME DE ESTE PLANO SINO DES PUES DE LOS 120 AÑOS
    YA LE DIJE ALGO SOBRE MI PERFIL AHORA QUIERO DARLE MIS EN HORA BUENA
    GRACIAS POR HABER SUBIDO TAN IMPORTANTE DATO PARA MI YO SOY EN ESTA TIERRA COMO UD ESTRANGERO PERO ME SIENTO COMO SI HUBIESE NACIDO AQUÍ EN VENEZUELA
    ESTOY FORMANDO EN UNA ALDEA UN PROYECTO COMUNITARIO DE ENSEÑANZA ARTESANAL PUES (MODESTIA APARTE)SOY ARTESANO EN MUCHOS OFICIOS EN LOS CUALES ME E TENIDO QUE EMBARCAR PARA PODER SUBSISTIR ESPERO CUANDO HOYGA DE MI COMBERCEMOS PARA COMPARTIR IDEAS
    PIENSO ASER UNA EXTRUDE INYECTOR PARA FABRICAR TIJOLES DE PLASTITIERRA
    A/TT TULIO RENGIFO GUACARA E/DO CARABOBO VENEZUELA

Comentar