• WhatsApp Image 2017-05-08 at 5.18.35 PM
  • LaMartinizing
  • van
  • whatsapp_image_20170131_at_4.46.59_pm

Una celda no impide que desarrollen sus habilidades

Muchos hombres llevan varios años tras una celda en el centro Penal de Apanteos, pagando una condena por malas decisiones; sin embargo, algunos privados de libertad, decidieron ocupar su tiempo en diferentes talleres impulsados por el programa “Yo Cambio”.

Iván Vallejos es un privado de libertad que posee habilidades para la creación de pulseras, collares y otro tipo de accesorios. “Algunas ya las sabía hacer, otras me baso en manuales para poder crearlas. Yo se las doy a mi familia para que ellos las comercialicen afuera y los días de visita yo pongo mi stand (dentro del centro penal) para ofrecerlas” explicaba Vallejos mientras elaboraba una pulsera “de nudo plano” durante la primera feria de emprendedores del 2018 en el Centro Penal Apanteos de Santa Ana.

Este tipo de actividades, tiene como objetivo fundamental el visibilizar las capacidades laborales artísticas culturales que poseen los internos del centro penal de Santa Ana, mediante los diferentes programas que se implementan.

En el Centro Penal de Apanteos se encuentran 4,851 privados de libertad, de los cuales el 100% participa en el programa “Yo Cambio”.

A nivel nacional, 24 mil privados de libertad de 15 centros penales ya son parte del programa.

El Viceministro de Justicia y Seguridad, Raúl López, aseguró que en la actualidad, el sistema penitenciario dejo de ser la bodega humana que era en el antaño, “hoy creemos firmemente que los privados de libertad son seres humanos como todos que merecen nuestra atención y que cometieron un error en su vida, pero es necesario tenderles la mano con una segunda oportunidad”

El centro penal de Apanteos en Santa Ana se ha convertido en un modelo para otros centros penitenciarios de El Salvador, por destacar en diferentes aspectos.

Mientras tanto, Marco Tulio Lima, Director General de Centros Penales agradeció a las instituciones que apoyan el tema de la reinserción y rehabilitación.

En este lugar, más de mil internos reciben educación desde 1er grado hasta bachillerato; mientras que 84 ya forman parte de la universidad en línea, por lo que se cataloga que no existe alfabetización en el lugar.

La salud no hay problemas de tuberculosis en los reos como en otros lugares de los cuales se trabajando para erradicar

María Baños, directora de Apanteos Santa Ana, manifestó que 11 sectores participan en emprendedurismo, donde 350 privados de libertad que representaron en la primera feria del año, “nuestro sistema penitenciario está cambiando en el marco que puedan ser apoyo de desarrollo económico” aseguró.

Además explicó que para las personas interesadas en adquirir productos de los emprendedores de dicho lugar, se pueden avocar de lunes a domingo a la Unidad de Producción Penitenciaria, donde reciben a los interesados.

Se tiene previsto que en el mes de abril se inaugure la granja penitenciaria en Santa Ana, que tendrá una capacidad de 2,000 privados de libertad.

Por: Victoria Cabrera

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Comentar