• WhatsApp Image 2017-05-08 at 5.18.35 PM
  • LaMartinizing
  • van
  • whatsapp_image_20170131_at_4.46.59_pm

Perspectivas para el 2010

Por      

Lic. Fernán Camilo Álvarez Consuegra

Editor de PUBLICACIÓNACCION http://publicacionaccion.blogspot.com

San Salvador, 2 de enero de 2020.

 Mientras no haya un cambio drástico en la política internacional, las condiciones sociales y políticas en nuestro país permanecerán siendo las mismas, nada favorecedoras del clima necesario para el desarrollo sostenible: el populismo y la lucha de poder partidario amenazan destruir al sistema republicano, precisamente cuando la economía mundial nos sitúa en riesgo.

 La disputa de Estados Unidos con China y Rusia, es hegemónica y, por ahora, dicha disputa se centra en la tecnología, base del desarrollo industrial, el cual ha permitido ganar la hegemonía de que está gozando. Los posibles acuerdos económicos, entre USA-China, mejorarán el comercio mundial, pero no pondrán fin, al problema en cuestión, que tiene orígenes más profundos.

 Mientras, por el control global, se da dicha disputa entre las superpotencias, Nayib Bukele, muestra una posición indefinida con ambos, procurando obtener de ellos, lo más posible, no para el país, sino para su consolidación de poder interno; esta posición política es insostenible a largo plazo. En muchas ocasiones, vemos a los políticos actuando en los medios, pero ignoramos que es lo que mueve sus acciones, sucede como el actor teatral, de quien vemos sus acciones, pero no, las acciones de los tramoyistas, escritores y directores, que determinan al final, el papel del actor.

 Un ejemplo de ello, es la Diputada Milena Mayorga, quien sigue las indicaciones de uno de sus asesores, que tiene estrecha relación con Bukele, por lo que no podemos distinguir entre lo qué es propio y, lo que es manipulación, pero sí, que al final, se vuelve un títere más del escenario político, creado para la manipulación mediática y populista de los acontecimientos, siempre centrándose en la manipulación política.

 Podemos destacar, que los trasfondos de las visitas a Japón, China y Catar, han sido sujetos a manipulación interna, como es, negando la lucha hegemónica de China con USA y las pretensiones chinas en Centroamérica, los intereses de expansión tecnológica rusa por medio de Catar y que, en Japón, no tuvo una acogida tan cordial, como aquí dicen los medios.

 Todo parece indicar que los aciertos económicos internos, logrados por Trump, le darán un nuevo triunfo electoral, pese a su revés en el Congreso, por lo que no cambiará su política hacia El Salvador, pero la investidura del Gobierno en España, que exige la negociación de toda su izquierda, está arrastrando a dicho país, hacia la política conflictiva latinoamericana, por lo que el Gobierno de Bukele, podría verse presionado por el socialismo latinoamericano. La estabilidad del Gobierno norteamericano, puede asegurar aquí, en cierto sentido, una estabilidad, pero las tensiones que están generando los países latinoamericanos, con sus relaciones favorables a la izquierda, pueden, a la larga, provocarnos inestabilidad, pues si bien, el FMLN como estructura partidaria, va hacia su extinción (a, las fuerzas de izquierda, en el presente Gobierno, permanecen vivas, porque son parte de él.

 Si no fuese así, no habríamos visto a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos invitada por este Gobierno, procurando alcanzar acuerdos políticos que le aseguren estabilidad con la izquierda, puedan llevar al aumento del salario mínimo, a potenciar reclamos sindicales hacia la Empresa Privada o, presionar para nuevos procesos contra militares, por el pasado conflicto armado, promoción del aborto, lo relacionado con el grupo LGBTI y la promoción del indigenismo, como ente disociador de la integridad nacional.

 Todo nos asegura una consolidación de poder por sobre la existencia de un sistema. La acumulación de poder, no es mala o buena por sí misma, sino porque los intereses de esa persona se vuelven los nacionales y es imposible que éstos coincidan a la larga, con las necesidades y aspiraciones de la población.

Deja un comentario