• WhatsApp Image 2017-05-08 at 5.18.35 PM
  • LaMartinizing
  • van
  • whatsapp_image_20170131_at_4.46.59_pm

Pandillero condenado a 76 años de cárcel por crimen de policía y atentar contra otros agentes en Usulután

Usulután. El haber privado de la vida a un agente de la Policía Nacional Civil (PNC), en noviembre del año 2017, le costará a un terrorista el estar encarcelado durante 50 años; sin embargo, la condena se amplió por haber atacado a otros agentes de la misma Corporación, y por pertenecer a estructuras criminales, por ello deberá cumplir un total de 76 años ocho meses tras las rejas.

Así lo detalló la Unidad Especializada Antihomicidios de la Fiscalía General de la República (FGR), la cual identificó al imputado como Juan Antonio Ramírez, alias “Misterio”.

El imputado fue llevado ante el Tribunal de Sentencia de Usulután, donde fue acusado por los delitos de Homicidio Agravado, en perjuicio de Héctor Ulises Flores, quien era agente policial de la Sección Táctica Operativa (STO); también, por Homicidio Agravado Imperfecto Tentado, contra los agentes identificados con diferentes claves y por Organizaciones Terroristas Agravadas.

Los fiscales del caso, fueron determinantes con los distintos elementos de prueba que presentaron durante el juicio.

Es así que quedó demostrado que él fue, el responsable del ataque cometido el 30 de noviembre de 2017, en el interior de un terreno rústico, en el Caserío Los Flores, del Cantón El Volcán, municipio de Santa Elena, departamento de Usulután; cometido aproximadamente a las 4:45 am.

Sobre los hechos, toda la prueba fue determinante al señalar que Ramírez, fue quien atacó a la patrulla policial, que en esa fecha desarrollaban labores de seguridad en la zona, y junto a otros delincuentes abrieron fuego contra los miembros policiales.

El agente Flores, resultó con lesiones muy graves y aunque fue llevado con vida a un centro asistencial, falleció posteriormente. Pero también otros tres elementos de la Corporación fueron lesionados.

Durante el tiroteo, Ramírez resultó herido pero logró huir al igual que otros atacantes.

Sin embargo, tras el rastreo y la búsqueda emprendida, las patrullas policiales lograron ubicar a Ramírez, en una casa cercana de la zona en donde estaba escondido y con una lesión en el pie derecho, siendo capturado en el periodo de la flagrancia.

Comentar