• WhatsApp Image 2017-05-08 at 5.18.35 PM
  • LaMartinizing
  • van
  • whatsapp_image_20170131_at_4.46.59_pm

Organizaciones comunitarias se mantendrán en pie de lucha para lograr que el agua sea un bien público

Diferentes organizaciones comunitarias de El Salvador, dieron a conocer su preocupación ante los últimos acuerdos tomados en la Comisión de Medio Ambiente y Cambio Climático de la Asamblea Legislativa, de no discutir la Ley General de Aguas presentada por el Movimiento Popular Salvadoreño, representada en el Foro, y en su defecto tomar como base para la discusión, la propuesta de ley integral presentada por la ANEP.

Los representantes de las diferentes organizaciones sociales de base, hacen mención que: todas las personas tienen derecho a disponer de agua suficiente y con calidad, accesible y a un costo asequible para el uso personal y doméstico. Así como a sistemas de saneamiento que garanticen la salud de la población y la sustentabilidad del vital líquido.

Así mismo, qué ninguna persona puede ser privada, excluida o despojada de este derecho por ninguna causa. Es responsabilidad del Estado en todos sus niveles de gobierno garantizar el goce efectivo del derecho humano al agua a toda la población.

Por lo que aseguran que la gestión del agua debe ser publica, con una institucionalidad fuerte que garantice la protección, recuperación de los ecosistemas.

En su pronunciamiento, detallaron que es necesario, la incorporación de la la gestión sustentable de las cuencas hidrográficas: por lo que es necesario incluir en la ley el enfoque de cuencas, en el que se prioriza la recuperación de las cuencas deterioradas y se cree un Régimen Especial para la protección del Río Lempa.

Destacando que ante las solicitudes de los diferentes movimientos e iglesia católica, los partidos políticos decidieron no ratificar los 92 artículos ya discutidos en la comisión antes mencionada y en su lugar proponen discutir una ley privatizadora que pone en riesgo la sustentabilidad del agua y el acceso a ella.

Por lo que aseguran que como ciudadanos se mantendrán en pie de lucha contra cualquier intento de privatización de este líquido vital, sin importar si eso recurre salir a las calles.

Logrando que se declare el agua como un bien público y se garantice el derecho humano al agua y que se incorpore la gestión sustentable de las cuencas hidrográficas y se garantice la participación ciudadana con voz y voto en la toma de decisiones.

 

Comentar