• WhatsApp Image 2017-05-08 at 5.18.35 PM
  • LaMartinizing
  • van
  • whatsapp_image_20170131_at_4.46.59_pm

Los agricultores en Belice se alejan de la agricultura de tala y quema

Los agricultores en Belice se alejan de la agricultura de tala y quema

Para acceder a tierra cultivable, pequeños agricultores de todo el mundo dependen de la tala y quema, liberando mucho CO2. Un proyecto en Belice quiere alejar a los agricultores de este viejo método.

Objetivo del proyecto: mostrar a los pequeños agricultores nuevos métodos agrícolas, como el cultivo de cacao en el bosque. Esto protege el medio ambiente y el clima y mejora las condiciones de vida de las personas.

Implementación del proyecto: los agricultores aprenden técnicas de agricultura climáticamente inteligente (CSA, por sus siglas en inglés) mediante talleres y sesiones de formación in situ.

Socios del proyecto: la ONG Ya’axché Conservation Trust está trabajando con la Fundación Hondureña de Investigación Agrícola (FHIA), Amigos para la Conservación y Desarrollo (FCD, por sus siglas en inglés) de Belice y la Fundación Inga, entre otros.

Alcance del proyecto: Ya’axché trabaja en el distrito de Toledo, al sur de Belice, con 80 pequeños agricultores para implementar una agricultura inteligente desde el punto de vista climático, así como respetuosa con el medio ambiente. El proyecto cubre las casi 300.000 hectáreas de tierra del Paisaje Dorado Maya, un área de bosque amenazada durante años por la agricultura de tala y quema.

Texto:
Durante siglos, los agricultores han utilizado la tala y quema para obtener campos fértiles para sus cultivos. El método consiste en cortar árboles y arbustos en un área y luego quemarlos para crear un suelo rico en nutrientes. La tala y quema funciona bien a corto plazo, pero en pocos años los campos se vuelven improductivos. Los agricultores tienen que empezar el proceso de nuevo. Se estima que entre 200 y 500 millones de pequeños agricultores en todo el mundo utilizan la tala y quema, liberando anualmente seis mil millones de toneladas de CO2 a la atmósfera.

En el pequeño país centroamericano de Belice, diferentes ONG están trabajando con los agricultores para ayudarles a abandonar la agricultura de tala y quema y acercarse a una agricultura climáticamente sostenible (CSA, por sus siglas en inglés). Con ello, esperan que poder proteger los bosques y mejorar la vida de los agricultores.

Fuente/DW

Comentar