• WhatsApp Image 2017-05-08 at 5.18.35 PM
  • LaMartinizing
  • van
  • whatsapp_image_20170131_at_4.46.59_pm

Instalan nuevo juicio por robo de vehículos contra Roberto “El Burro” Herrera y otros nueve

12779217_1133546623323776_1008948719543279059_oEl Juzgado Especializado de Sentencia “C” de San Salvador instaló este lunes la vista pública contra diez imputados, procesados todos por los delitos de robo agravado, receptación y agrupaciones ilícitas en perjuicio de varias víctimas.

Según datos del tribunal en total son 10 imputados identificados como Roberto Antonio Herrera Hernández, Mauricio Grande Cuatro, Mario Márquez Paz, Juan Miguel Alfaro, César Belloso Acevedo, Roxana Sibrian Vásquez, Antonio Filiberto Baquero, Karla Yesica Bolaños, Néstor Alfaro Márquez y Julio Cesar Argueta, acusados por el Ministerio Publico de los delitos de robo agravado en perjuicio de varias víctimas, 21 casos aproximadamente, receptación y agrupaciones ilicitas en perjuicio de la paz pública.

En el juicio programado para dos días el tribunal pretende recibir la declaración de varios testigos entre estos Clave “”Tauro” y las víctimas de los casos identificadas con régimen de protección como por ejemplo clave “Argentina”, “Mayo”, “Blanco y Nieve2, “Bella”, “Tarzan”, “200F” y “250” entre otros. Asi como el desfile de prueba pericial y documental que respalde la declaración de los testigos.

Según la FGR, los imputados son parte de una estructura dedicada al robo de vehiculos y participaron en una serie de robos de vehiculos cometidos en diferentes partes del pais en los años 2011 y 2012, en los cuales existía una planificación previa, luego una distribución de funciones y posteriormente una ejecución.

Según la Fiscalía, el testigo Clave “Tauro”, quien fue miembro de la organización, asegura que los imputados recibían la orden de ubicar vehiculos con ciertas características, exigidas por los demandantes y posteriormente eran ubicados en parqueos, residenciales o calles aledañas a centros comerciales a los cuales daban seguimiento. Posteriormente cometían los atracos sometiendo con violencia a los dueños de los automotores, robándoles sus pertenencias y llevándose consigo los vehiculos.

Los carros eran guardados en una vivienda de la Residencial Las Piletas en la Carretera al Puerto de la Libertad y posteriormente eran llevados a ciudades como Santa Ana donde eran comercializados o entregados a sus nuevos dueños. Según la declaración del testigo cada miembro de la organización recibía una remuneración económica por su participación.

La FGR ha solicitados al Tribunal, en su dictamen de acusación, que los imputados sean condenados por los hechos que les atribuyen.

Comentar