• WhatsApp Image 2017-05-08 at 5.18.35 PM
  • LaMartinizing
  • van
  • whatsapp_image_20170131_at_4.46.59_pm

El FMI incorpora el renmimbi chino a la cesta del derecho especial de giro

La inclusión del renminbi en la cesta del DEG representa un hito en la integración de la economía china en el sistema financiero mundial, señala el FMI. (Foto: TPG/Newscom)

A partir del 1 de octubre, el FMI incorporó el renminbi chino (RMB) en la cesta de monedas que componen los derechos especiales de giro, o DEG.

El DEG es un activo de reserva internacional creado en 1969 por el FMI para complementar las reservas oficiales de los países miembros. El Directorio Ejecutivo del FMI acordó modificar la composición de la cesta de monedas del DEG en noviembre de 2015, y la decisión ahora entra en vigor tras un período de transición. El RMB se suma a las cuatro monedas que ya integraban la cesta del DEG: el dólar de EE.UU., el euro, el yen japonés y la libra esterlina británica.

En una entrevista, Siddharth Tiwari (Director del Departamento de Estrategia, Políticas y Evaluación del FMI) y Andrew Tweedie (Director del Departamento Financiero del FMI) explican el por qué de este cambio y la importancia que reviste para el FMI, el DEG, China y el sistema monetario internacional en su conjunto.

Noticias del FMI: ¿Qué significa para China la incorporación del renminbi en la cesta del DEG?

Tiwari: La decisión representa un hito en la integración de la economía china en el sistema financiero mundial. La determinación del FMI de que el RMB es una moneda de libre uso refleja el creciente papel que desempeña China en el comercio mundial y el incremento sustancial del uso y de la negociación internacional del renminbi. También es un reconocimiento del progreso de las reformas de los sistemas monetario, cambiario y financiero de China, y de los avances en la liberalización, integración y mejora de la infraestructura de los mercados financieros del país. Prevemos que la inclusión del RMB en la cesta del DEG respaldará aún más el ya creciente grado de uso y negociación del renminbi a nivel internacional.

Además, si bien la divulgación de datos no es un criterio formal para la inclusión de una moneda en la cesta del DEG, los emisores de las monedas de reserva generalmente cumplen normas estrictas en materia de transparencia. Las autoridades chinas adoptaron recientemente medidas muy positivas para mejorar la divulgación de datos e intensificar su compromiso con las iniciativas multilaterales de divulgación de datos; por ejemplo, la declaración al FMI de la composición monetaria de las reservas. Además, las autoridades chinas continúan trabajando con el Banco de Pagos Internacionales en la declaración de estadísticas del sector bancario chino. Estos hechos redundarán en una mayor aceptación del RMB entre los tenedores oficiales de reservas de divisas.

Noticias del FMI: Retrocediendo un poco, ¿cuáles son los criterios para sumarse al DEG?

Tweedie: Hay dos criterios fundamentales para incluir una moneda en la cesta del DEG.

El primero es el criterio de la exportación, que exige que las monedas que integran la cesta sean emitidas por los principales exportadores del mundo. Este criterio forma parte de la metodología del DEG desde los años setenta, y su objetivo es garantizar que las monedas que puedan incluirse en la cesta sean aquellas emitidas por países miembros o uniones monetarias que desempeñen un papel central en la economía mundial.

El segundo requisito es que el FMI determine que las monedas que integran la cesta del DEG sean “de libre uso”; es decir, que se las utilice ampliamente para saldar transacciones internacionales y que se las negocie ampliamente en los principales mercados de cambio. Este criterio empezó a forma parte de la metodología del DEG en 2000, a fin de captar la importancia de las transacciones financieras en la economía mundial.

Noticias del FMI: ¿Qué efecto se prevé que tendrá la inclusión del renminbi en el sistema monetario internacional?

Tiwari: El sistema monetario internacional se beneficiará de varias maneras.

Primero, la inclusión del renminbi en la cesta del DEG consolida el proceso de internacionalización del RMB. La internacionalización de una moneda impone requisitos estrictos a sus mercados e instituciones. La experiencia demuestra que entre estos aspectos está el desarrollo de mercados financieros profundos y líquidos, un cierto grado de apertura de la cuenta de capital, el logro de resultados macroeconómicos predecibles, el establecimiento de instituciones sólidas y creíbles y la integridad de los mercados, lo que incluye, por ejemplo, la instauración de un estado de Derecho fiable. Es decir, la consolidación y el mayor afianzamiento del proceso de internacionalización del RMB ayudarán a fortalecer la economía china, y por ende la economía mundial.

En segundo lugar, la inclusión del renminbi en la cesta del DEG hace más interesante al RMB como activo de reserva internacional. Esto promoverá la diversificación de los activos de reserva internacionales.

Noticias del FMI: ¿Cómo afectará este cambio al DEG?

Tweedie: La inclusión del RMB es un hito no solo para China sino también para el propio DEG. Esta es la primera vez que una nueva moneda se suma a la cesta desde que el euro reemplazó al franco francés y al marco alemán en 1999. La inclusión del RMB diversifica aún más la cesta del DEG y logra que su composición sea más representativa de las principales monedas del mundo. En este sentido, la inclusión realza el atractivo del DEG como activo de reserva internacional.

Noticias del FMI: Hasta ahora hemos analizado las implicaciones que tiene la inclusión del RMB para China, el SDR y el sistema monetario internacional. ¿Pero cómo afecta la decisión al FMI?

Tweedie: La determinación de que el RMB es una moneda de libre uso modifica los derechos y las obligaciones de China frente al FMI y tiene implicaciones importantes para las operaciones financieras de la institución.

Cuando los emisores de una moneda de libre uso son seleccionados para participar en las transacciones del FMI, se espera que suministren su propia moneda en compras (es decir, préstamos del FMI), y que reciban su propia moneda en las recompras que realizan los prestatarios (es decir, reembolsos al FMI). Esto significa que, de aquí en adelante cuando China sea seleccionada, un país miembro prestatario recibirá RMB y tendrá que pagar en RMB. Si estos prestatarios piden a China que cambie los RMB por otra moneda de libre uso, China estará obligada a colaborar y a hacer todo lo posible para facilitar el cambio de su moneda por otra de libre uso, tal como lo hacen otros emisores de monedas de libre uso. En cambio, cuando otros países miembros, cuyas monedas no son de libre uso según el FMI, proporcionan recursos en las operaciones financieras del FMI, dichos países no están obligados a cambiar sus monedas por una moneda de libre uso.

Además, las monedas de la cesta del DEG deben tener tipos de cambio adecuados para fines de valoración del DEG y deben tener una tasa de interés de referencia adecuada. Los países miembros del FMI, sus representantes y otros tenedores de DEG deben contar con acceso satisfactorio a instrumentos denominados en monedas de libre uso para fines de gestión de reservas y para cobertura de riesgos.

¿Qué motivo tiene el cambio en la cesta de monedas del DEG?

La decisión del Directorio Ejecutivo del FMI de incluir el RMB a partir del 1 de octubre fue tomada en el contexto del Examen del Método de Valoración del DEG, que se realiza cada cinco años. En estos exámenes suelen evaluarse los criterios de selección de las monedas que deberían integrar a cesta, el proceso de selección de las monedas, la metodología de ponderación y la composición de la cesta. Los temas de índole más general relacionados con la función del DEG en el sistema monetario internacional y la asignación de DEG no caen dentro del ámbito de este examen. El marco de valoración del DEG tiene por objeto apuntalar al DEG como activo de reserva internacional.

Las conclusiones del examen de valoración del DEG de 2010, los posteriores debates del Directorio Ejecutivo en 2011 —que ratificaron que los criterios para la incorporación de una moneda en la cesta del DEG no deben ser modificados— y la creciente importancia de la economía china determinaron que el examen de 2015 debía enfocarse en los componentes fundamentales que incidían en la decisión de incluir o no el RMB en la cesta.

“El exhaustivo análisis realizado por el personal técnico—un importante esfuerzo interdepartamental en el que se examinaron cuestiones complejas a la luz de la evolución de los mercados financieros— permitió al Directorio Ejecutivo llegar a la conclusión de que ahora el RMB puede ser considerado una moneda ampliamente utilizada y activamente negociada (conforme a la definición de moneda de libre uso que consta en el Convenio Constitutivo del FMI)”, señaló Siddharth Tiwari (Director del Departamento de Estrategia, Políticas y Evaluación del FMI).

Comentar