Diputados superan Veto presidencial

Diputados superan Veto presidencial

El 5 de septiembre, los diputados avalaron una reforma al artículo 12 de la Ley Especial para la Constitución del Fondo Solidario para la Salud (FOSALUD) que permitía otorgar prestaciones de ley a los trabajadores de dicha institución y otorgar plazas remuneradas a estudiantes.

Por: Mayra Escobar
Jueves 03 de octubre de 2019
Fotografía: Asamblea Legislativa

Con 72 votos, los parlamentarios superan el veto presidencial al decreto legislativo que permitirá que el personal médico del FOSALUD cuente con remuneraciones oportunas, pago de horas extra y nocturnidad, retribución de días festivos y vacaciones, así como otorgar plazas remuneradas a estudiantes de medicina y odontólogos en año social, internado rotativo y residentes en especialización que prestan sus servicios en dicha institución.

Para tal efecto, los parlamentarios el 5 de septiembre avalaron una reforma al artículo 12 de la Ley Especial para la Constitución del Fondo Solidario para la Salud (FOSALUD). La enmienda consistió en que del 100% recaudado en concepto de impuestos cargados al tabaco, bebidas alcohólicas y armas, se destine el 50% para el funcionamiento de la institución. Actualmente, únicamente se destina el 35%, el resto, según lo expresado en su momento por el presidente de la Asamblea Legislativa, doctor Norman Quijano, ingresa al fondo general de la nación.

A ese respecto se pronunciaron los parlamentarios, recalcando que el espíritu del decreto es velar por el bienestar de los trabajadores de FOSALUD y no bloquearles el acceso a derechos laborales que la Constitución establece; en ese sentido, el presidente de la Asamblea Legislativa, doctor Norman Quijano, expresó: “En forma enfática siempre expresé que apoyaríamos a los gremios vinculados a la salud y ahora lo hemos ratificado una vez más, ese apoyo para el gremio tan sacrificado y lo puedo decir con conocimiento de causa”; además, el presidente indicó que el Pleno “está en lo justo y actuando como corresponde en apoyo a los gremios de la salud que por tantos años han estado sacrificados sin que les de la justa remuneración a la que tienen derecho”, al respaldarse en el artículo 38 numeral 1 de la Constitución.

En ese mismo sentido se refirió el diputado Donato Vaquerano (ARENA). “Estamos solventando una problemática que tiene muchos años de venirse arrastrando, en materia de salud casi la mayoría de los trabajadores del Ministerio de Salud y sus dependencias han sido abusados en el sentido de sobrecarga de trabajo y obligaciones y de un completo abandono en el tema de prestaciones laborales. Este día estamos siendo justos con todos los trabajadores de salud que abarca este decreto”.

“Es un acto de justicia el haber decretado que el 35% de los fondos que recibe FOSALUD vayan a una mejor remuneración para los que están en la carrera de salud que son personal médico internista, residente y los que están en el año social, a fin de dar un mejor servicio a la población; considero que la coherencia que debemos tener es con el pueblo y con quienes prestan estos servicios de salud para la ciudadanía tenga mejor atención y mejor calidad de salud”, reiteró la diputada Nidia Díaz (FMLN) respecto a reconocer los derechos laborales de los trabajadores en el ramo de la salud.

El diputado Guadalupe Vásquez (GANA) detalló que no acompañarían la superación del veto por considerar que es competencia del Ejecutivo manejar las finanzas del Estado y esto no es conveniente para las arcas estatales. “Aquí no estamos negándole nada a la salud ni a los trabajadores pero debemos ser claros, en que tenemos una responsabilidad de país, que si debemos ayudarle a los médicos que hacen un buen trabajo, que nadie niega, debemos hacerlo de la mejor manera. Hoy este tema tendrá que irse a la Sala de lo Constitucional”.

Finalmente, el diputado Rodolfo Parker (PDC) se refirió a las competencias de la Asamblea Legislativa y en ese marco recordó que hace años esta instancia permitió crear un fondo que habilitaba dar un mejor servicio de salud -FOSALUD- “y se consideró que esta fuente de recurso podía estar en el consumo del alcohol y del  tabaco, se optó por generar determinados márgenes de distribución logrando servir mejor a nuestra gente, mejor servicio y acceso a la salud pero esto va evolucionando […] la salud es un bien público y los operadores y servidores de la salud tienen derecho a que se les pague si trabajan y eso lo dice la Constitución”.

La normativa reformada fue creada en el año 2004, con la cual se dio vida al Fondo Solidario para la Salud, desde entonces ha brindado servicios de carácter permanente e ininterrumpidamente los 365 días del año,  con equipos de trabajo en rotaciones nocturnas y días festivos. Según el artículo 12, inciso segundo, los recursos para financiar el funcionamiento de la entidad no deberán ser inferiores a veinte millones de dólares.

Deja un comentario