• WhatsApp Image 2017-05-08 at 5.18.35 PM
  • LaMartinizing
  • van
  • whatsapp_image_20170131_at_4.46.59_pm

Decretan instrucción con detención para hermanos por Feminicidio Agravado Tentado

El Juzgado Cuarto de Paz de Santa Ana declaró este día Instrucción con Detención contra Mario Orlando Rosales Gómez y Claudia Griselda Cerna Gómez, por el delito de Feminicidio Agravado Tentado, en perjuicio de su ex pareja, ocurrido en una colonia de la ciudad de Santa Ana.

El jefe de esta sede Fiscal, Max Muñoz, informó que la Fiscalía a través de su Unidad de Atención Especializada para las Mujeres, y con base a la investigación realizada, obtuvo que el juez declarada Instrucción con detención contra Mario Orlando Gómez, como el autor directo del delito, y Claudia Griselda Cerna Gómez, a quien se le acusó como cómplice necesaria, en el mencionado delito.

Según el informe Fiscal, entre víctima e imputado existió una relación de carácter marital en la cual procrearon un hijo; sin embargo, dicha relación era de separaciones inconstantes debido al maltrato físico y psicológico que el imputado ejercía sobre la víctima. Los vínculos de dicha relación terminaron definitivamente, por parte de la víctima, en julio del presente año.

El 5 de noviembre de 2018, Claudia Griselda Cerna Gómez (hermana de Mario Orlando), invitó a la víctima y a sus hijos a comer al centro de la ciudad de Santa Ana, con el propósito de indagar si la afectada tenía intenciones de retomar la relación con su hermano, y si esta tenía una nueva relación sentimental. En dicha ocasión la víctima le confesó, por la supuesta relación de confianza entre ambas, que ya no estaba dispuesta a continuar la relación con Mario Orlando, y que además, mantenía conversaciones en redes sociales con otro joven.

Posteriormente, el 6 de noviembre Claudia Gómez, se comunicó con la víctima a través de una llamada telefónica preguntándole si tenía un medicamento para la tos, porque tenía enfermo a su hijo, ella  le dijo que llegara por dicho medicamento en ese momento.  Pasaron unos minutos y al abrir la puerta, el imputado comenzó a agredirla física y verbalmente, expresándole que sabía que tenía a alguien más; ella intentó pedir ayuda, pero la hermana del agresor simplemente se dedicó a observar el hecho.

Como pudo, salió al pasaje gritando  pidiendo ayuda; sin embargo, su expareja se fue tras ella y continuó agrediéndola. En ese momento, la única testigo era Claudia, quien le indició a su hermano que huyera. Desangrándose la atracada entró a su casa, cerró la puerta y llamó a una amiga para pedir ayuda. Cuando su amiga llegó, al revisarla, observó que tenía  heridas de algún tipo de cuchillo o navaja. La víctima grabó un video y se tomó fotos pensando que podría morir y quería dejar evidencia, para que su madre supiera que Mario Orlando Rosales Gómez, era el responsable.

Comentar