• WhatsApp Image 2017-05-08 at 5.18.35 PM
  • LaMartinizing
  • van
  • whatsapp_image_20170131_at_4.46.59_pm

Cambio de color turquesa en lago de Coatepeque no es causado por cianobacterias.

En los últimos años se ha presentado  el extraño y bello evento de cambios de coloración en el lago de Coatepeque, estos han ocurrido en octubre de 2006, septiembre de 2012, septiembre de 2015, agosto de 2016 y finales de agosto de 2017.

El 28 de agosto de 2017, con la estación de lluvias bien definida, se observó una coloración turquesa intensa de las aguas del lago, en junio de este mismo año se empezó a visualizar el cambio de coloración, pero no llegó a la intensidad observada a finales de agosto e inicio de septiembre.

Debido a este fenómeno, los especialistas nuevamente realizaron un muestreo de agua toma de parámetros físicos y químicos en tres puntos distribuidos en un transepto, iniciando frente al hotel Torre Molinos en dirección Suroeste, pasando por el centro del lago

En cada uno de los puntos utilizando un YSI 650, se realizaron perfiles de temperatura, pH, conductividad y oxígeno disuelto. El nivel de transparencia del lago se tomó con un disco secchi; para identificación y cuantificación de cianobacterias se tomó una muestra de agua superficial en cada punto, las que fueron observadas al microscopio de marca Leica CME, en laboratorio del MAR, quienes contaron con el apoyo de fundación Coatepeque y UES.

Sin embargo los resultados identificaron una masa de agua cálida, localizada desde los 25 m a 45 m de profundidad en el centro del algo con una temperatura igual a la de la superficie (28°C) en 2017 . Esta es una anomalía de temperatura pues se ha incrementado 5.4 °C respecto de la distribución normal de temperatura a esa profundidad.

De igual forma se verificó que  en agosto de  2016, el pH se ha disminuido de 9.3 a 7.5 desde los 20m de profundidad hasta superficie, con una disminución de 2.5 unidades de pH a los 26 metros de profundidad de agosto de 2016 a agosto de 2017..

Los sulfuros considerados como elementos dañinos para la salud humana, se encontraron bajo el límite de detección (menos de 0.005 mg/L) en superficie y a 40 m de profundidad.

La cianobacteria que estaba proliferando en ese momento fue Microcystis aeruginosa, aunque en diferentes cantidades, desde 2×103 células por mililitro, y en el punto 3 se encontró mayor densidad de 7×104 cel por mililitro, lo que sugiere que la coloración no la producen principalmente las cianobacterias, sino algún material que está entrando del subsuelo del lago y que hasta este momento se desconoce.

Las autoridades recomiendan no bañarse en el lago, a personas sensibles les puede causar problemas en la piel; así como también no ingerir el agua tomada directamente sin tratamiento.

En los próximos días, los especialistas darán seguimiento al monitoreo para verificar las nuevas condiciones del lago.

Comentar