AES El Salvador implementa nueva tecnología de redes y medidores en zona costera de San Miguel y La Unión

Con la construcción de las nuevas redes de distribución y la instalación de modernos medidores, AES contribuye al desarrollo económico y social en las zonas costeras turísticas de San Miguel y La Unión.

 

 “Desde que AES realizó los trabajos ya no falla al servicio de energía” expresó Teresa González, propietaria del restaurante “Mares”, en la playa El Cuco, San Miguel. “El éxito de mi negocio está en la frescura de mis productos y con los mariscos en el congelador puedo estar más tranquila que no se van a arruinar”, manifestó.

 

Con una inversión de 50 mil dólares, AES El Salvador modernizó la red de distribución eléctrica e instaló nuevos medidores para prevenir el hurto de energía y garantizar un servicio óptimo y continuo a 175 clientes en las playas El Cuco y Las Tunas, situadas en los departamentos de San Miguel y La Unión respectivamente.

Carlos Hernández, coordinador del proyecto por parte de AES, comentó que “Nuestros clientes en las zonas turísticas necesitan un servicio confiable; en ese sentido, prevenimos y disuadimos el hurto de energía que originaba las fallas y afectaba el servicio de las personas conectadas a la red legalmente”.

AES detalló que el nuevo cableado tiene un diseño que impide la manipulación fraudulenta y los modernos medidores poseen una coraza que evita el hurto de energía.

Asimismo, la empresa distribuidora advirtió que entre las consecuencias del hurto de energía están:  accidentes eléctricos, variaciones de voltaje, daños en la red, daños en electrodomésticos y daños en acometidas y medidores.

“No tenía idea que el hurto de energía nos afectaba a todos; ahora la energía viene más estable y los clientes no se molestan porque no se va la luz y no tengo que ponerles candiles”, expresó Santos Cedillos, administrador del “Hostal Ola Marina” en Playa Las Tunas, departamento de La Unión.

Más proyectos de modernización de redes y medidores

Adicionalmente, AES El Salvador, a través de sus distribuidoras: CAESS, CLESA, EEO y DEUSEM, ha invertido más US$590 mil dólares en la ejecución de ocho proyectos de renovación de redes y medidores para beneficiar a más de 1,200 clientes en los municipios de Soyapango y Ciudad Delgado en San Salvador; Acajutla y Nahuizalco en Sonsonate; y en la ciudad de Ahuachapán.

La empresa informó que durante el 2020 ejecutará más proyectos de modernización de redes que beneficiarán a los clientes residenciales y comerciales de sus distribuidoras.

Deja un comentario